apus_anajara2
Apus esperan que se cumpla reunión con Premier Ana Jara y ministros, y que ésta sea definitiva
18 noviembre, 2014
Apu Aurelio Chino durante reunión con el Estado en Nauta.

Apu Aurelio Chino durante reunión con el Estado en Nauta.

PUINAMUDT, 18/11/2014.- Las federaciones FEDIQUEP, FECONACO, FECONAT y ACODECOSPAT esperan que la próxima reunión con la Premier Ana Jara y los ministros de diferentes sectores, anunciada por el Alto Comisionado de la Oficina de Diálogo y Sostenibilidad (ONDS) en Nauta,  sea para llegar a medidas definitivas que aseguren la solución a la grave crisis ambiental y social que se padece en las cuencas del Pastaza, Corrientes, Tigre y Marañón.

De acuerdo al Acta de Nauta (PDF 1 y PDF 2), firmada en el marco de las reuniones de trabajo de la Comisión Multisectorial RS 119-2014-PCM, se señala que en la reunión participarán “13 personas por cuenca: presidente de federación, 10 apus y 2 mujeres indígenas”. Y agrega: “las federaciones piden que la reunión con la Premier no pase más allá del mes de noviembre de 2014, para lo cual esperan compromisos concretos frente a las demandas de las federaciones”.

En una carta reciente dirigida a la Presidenta del Consejo de Ministros, Ana Jara, los apus le indican que “es urgente e indispensable que en nuestra próxima reunión con usted y los ministros, se den anuncios para la solución de los problemas”.

Los apus esperan que en la reunión, los ministros y la Premier firmen un acta que garantice las implementación de las medidas de solución a problemas como la Titulación de las comunidades nativas de las 4 cuencas, los estudios epidemiológicos y toxicológicos a la salud de la población, la remediación ambiental integral en los territorios de las comunidades, entre otros. De no ser este el caso, las federación han advertido que evaluarán nuevas medidas en asamblea.

Monitor ambiental de FECONAT mostrando un trozo de petróleo endurecido bajo la superficie del suelo. Abril, 2014.

Monitor ambiental de FECONAT mostrando un trozo de petróleo endurecido bajo la superficie del suelo. Abril, 2014.

Una oportunidad para cambiar la historia

Los últimos cuatro meses, en reiteradas ocasiones los apus de las federaciones han denunciado las limitaciones, incumplimientos y obstáculos que generados durante el diálogo con el Estado en la Comisión Multisectorial.  Incluso, en cartas al Presidente de la República Ollanta Humala (del 14/08/2014 y el 13/10/2014), los apus han detallado los problemas vinculados a falta de “voluntad política”, “presupuesto” y la actitud de algunos funcionarios al interior de las mesas.

Los apus precisan en su que en un contexto donde el contrato de concesión del Lote 1AB está a puertas del vencimiento y se prefigura la licitación del Lote 192 (ex 1AB), esta es una oportunidad inmejorable para que el Estado tome una decisión entre continuar una práctica petrolera que ha generado daños irreparables en el ambiente y expuesto a la muerte lenta a las comunidades indígenas de la zona, o mejorar en el futuro inmediato las condiciones de la extracción de hidrocarburos, ofrecer garantías ambientales y sociales en las comunidades, y respetar la historia y vida de los pueblos indígenas.

Una espera que es alerta

El diálogo que se ha sostenido entre las federaciones indígenas y el Estado se ha extendido desde el segundo semestre de 2011 hasta la fecha. Los pedidos de las federaciones prácticamente son los mismos desde un pronunciamiento emitido en noviembre de 2011.

La atención efectiva de la crisis ambiental y social en las cuencas del Pastaza, Corrientes, Tigre y Marañón ha pasado por una etapa de diagnóstico; sin embargo, desde hace varios meses se encuentra en un punto muerto, donde el Estado es  responsable de no asumirse medidas inmediatas para atender la crisis.

Los apus ya han señalado que de no atenderse sus “exigencias indispensables” regresarán las federaciones a sus territorios y “acordarán tomar todos los caminos y decisiones que sean necesarios para exigir justicia”.

 

Compartir